jueves, 10 de enero de 2008

Parejas Long Play

Primero de todo quiero agradecer a todos aquellos que habéis dejado vuestros comentarios en las entradas anteriores, aunque no pudiese ni visitar vuestros sitios ni contestaros a las mismas, la falta de tiempo es un horror, pero espero que nos normalicemos a partir de ahora, aunque no termino de trabajar hasta el 22 de Enero y en Febrero empiezo mis exámenes lo que dibuja un marco muy difícil para el blog hasta Marzo, sin embargo, ya estoy algo más conectado, y aunque sea despacio, seguiré actualizando. A los que me habéis nominado para hacer memes os tengo que decir con todo el dolor de mi corazón que no los haré, porque si los hago me voy a estancar y no voy a publicar nada ‘realmente mío’, disculpadme por favor, sin en algún momento estoy menos liado los hago.

Bueno, pues a lo que estábamos, que son las parejas Long Play. Aclaro a que me refiero, porque estoy seguro que más de uno no lo sabe; este tipo de parejas son las que llevan muchos años juntos, entendemos que más de 7, y no están casados ni llevan una vida en común, serían novios de gran recorrido, donde la mayoría de los casos son personas que empezaron muy pronto la relación y la mantuvieron o mantienen. Solo hablaré de estas parejas para mal, es decir, sé que hay parejas LP que llevan mucho y están fenomenalmente, con sus más y sus menos pero en base bien, pero solo hablaré de las que van mal o al menos regular.

Empezar una pareja muy joven puede ser un problema, ya que en la adolescencia tenemos una personalidad cambiante, donde de un año para otro vemos las cosas de manera diferente, y que decir de cuando pasas varios años o alguna etapa, como es el paso del instituto a la Universidad, donde se empieza una etapa de sedimentación de la vida adulta. Todos estos cambios pueden afectar mucho, ya que con quien empezaste a salir a los 16 no tiene porque evolucionar del mismo modo que tú, y en un par de años o tres su camino y el tuyo pueden ser muy diferentes, incluso incompatibles. En estos casos te amoldas a la situación, pero en ocasiones no es una adaptación conjunta, sino una adaptación fraccionada, donde uno evoluciona y otro se adapta, esta situación crea profunda sensación de insatisfacción y frustración personal, y de ello no te darás cuenta hasta que no seas lo suficientemente maduro para despertar y darte cuenta de donde estas y donde te gustaría estar.

Otro problema común en parejas de largo recorrido es el aburrimiento, la desidia, la monotonía y la falta de intimidad real. Cuando no se hace una vida común, es decir no se vive bajo el mismo techo, y se depende de la autoridad más o menos severa de unos padres, la monotonía es algo muy peligroso. Intentando no quebrantar tal autoridad se suelen producir rutinas cómodas, como son el no salir de un determinado área y por lo tanto ir siempre a los mismos lugares y realizar las mismas actividades juntos, parte por comodidad y parte por falta de ideas. Esto también trae una profunda frustración provocada sobre todo por el aburrimiento extremo de la monotonía que revoca en desidia para realizar cualquier otro tipo de actividad. Aunque con tu pareja estés bien estas situaciones te terminan matando.

La conclusión de todo esto es amplia. En ocasiones estas situaciones van a desembocar en infidelidades, que probablemente empiecen por ser un juego divertido, que te da un poco de vida, pero que poco a poco te hace despertar de un letargo de años de relación, y empiezas a encontrar la gracia de la vida, que es sentirte vivo, sentirte querido sentirte deseado, sentirte brutalmente atraído. En estas situaciones veo una pauta muy común a mi alrededor, donde no se atreven a dar el paso definitivo y acabar con la relación que mantenías con tu pareja ‘de toda la vida’ por miedo a quedarte solo, por miedo a perder a tu novio/a y también perder a tu amante. Es cierto que es una situación difícil, pero para ganar hay que arriesgar, con una diferencia, que en este caso ya sabes lo que hay sin no arriesgas.

Otra posibilidad es que en un momento de agobio provocado por el aburrimiento extremo te atrevas a dar un giro radical a tu vida y termines con la relación, sin darte cuenta de que no es la relación lo que no te llena sino la forma de llevarla, lo cual es un profundo error, ya que es muy común arrepentirse de la determinación tomada y luego ver que ha sido tarde, ya que la otra persona no siempre va estar dispuesta a volver a intentarlo.

Espero que os gustase este artículo de vuelta al trabajo.

Muchos besitos y espero vuestros comentarios!!

33 polvos:

luz de gas dijo...

La falta de valor, condiciona totalmente. Y,en todas las parejas, añado.
Revives sí, pero ,una dualidad en la que impera qué, eso, la falta de valor. Saludos terrorista, me encanta leerte, pena que puedas escribir poco.

David dijo...

Jo, me ha gustado mucho, pero creo que voy a llorar.

Por cierto, con lo de relaciones Long Play creí que se hacía referencia a las que se forman en las noches del Long Play... que son todo lo contrario a relaciones a largo plazo.

Y una cosa, ¿por qué fijas el nivel mínimo en 7 años?

Besos.

Fujur dijo...

Dicen que el enamoramiento dura 2 años y que el resto es apego... No sé, miraré qué pasa cuando lleguen los 2 años con mi novia! ;-)

por cierto, los pingüinos mantienen la misma pareja toda la vida! Será el frío que les niega el calor para la infidelidad!!??!?!?

Nacho Carreras dijo...

Hola:
Pasaba a saludarte, Feliz año.
Nacho.

Belén dijo...

Bueno, hay parejas que llegan a la situación de o nos casamos o lo dejamos, y esas si acaban mal...

besos

Fini dijo...

Hola guapo! me alegro de nuevo leerte :-D yo no puedo opinar mucho, porque no conozco a ninguna pareja de mi alrededor que sea una pareja long play... besitos como siempre

Dulce dijo...

Para ganar hay que arriesgarse y si la relación no funciona hay que cambiarla. Todo es tan fácil como eso. ¿Para qué mantener una relación long play que no tira?

besos dulces

A.A. dijo...

Es curioso.

Lo mío podría considerarse una futura pareja long play. Empecé a salir con mi novio a los dieciocho (justo nuestro primer día en la facultad de CC de la Información) y tengo ahora veintiuno. Fue el primero y hasta hoy único con el que he estado, igual que lo he sido yo para él. Hay visos, además, de que sigamos juntos por mucho tiempo dada la estabilidad que desde el principio ha caracterizado nuestra relación y que, a pesar del tiempo, no ha hecho más que afianzarse según han ido aumentando nuestras afinidades. Somos ambos personas raras, créeme, muy extrañas, difíciles de tratar y de comprender. Sin embargo, nos llevamos extremadamente bien, y es lo que nos une.

Lo que relatas es algo que un día podría sucedernos, cosa que me preocupa. Por eso hace tiempo me prometí que, por mucho que duela, yo seguiré intentando crecer en el sentido que me interesa, al igual que hará él. Cuando acabemos la carrera, habrá un momento en el que nuestros caminos se separen temporalmente. ¿Qué haremos entonces? Es tontería pensar a largo plazo o en situaciones imprevisibles. Si por entonces sigue siendo el hombre con quien quiero compartir mi vida, sabré esperar.

Es así: nunca he querido ser un obstáculo, ni mucho menos que el resto lo sea para mí. El sacrificio mutuo es fundamental para que este tipo de noviazgos funcione.

Terrorista del Amor dijo...

que tal pequeños!

Luz de Gas; es profundamente importante tener valor, pero está muy relacionado con el miedo de quedarse solo para siempre.

David; no llores hombre!! jajaja, la verdá es que el título original era Parejas de Larga Duración, pero me quedaba muy soso, así que lo traduje parcialmente y coincide con el nombre de LongPlay, que por lo que veo no hace falta que te explique como se llega!!

Fujur; dicen, dicen, pero no lo sé, deseo que lo compruebes tú mismo, luego espero seguir editando el terrorista para que me lo cuentes, entonces el terrorista sería un blog Long Play

Nacho; otro beso para tí y feliz año!!

Belén; no estoy deacuerdo contigo, no es necesario que no funcionen, simplemente tienen que avanzar, es algo complejo supongo.

Finitaaa; cuanto, cuanto, pero ya he vuelto, no totalmente pero poco a poco me pondré al dia!

a.a.; Hoy tu comentario me ha sorprendido, no me has diseccionado elegantemente lo escrito, sino que me has contado tu experiencia y veo cierto viso de miedo, sin embargo no de insatisfacción, lo cual me alegra. Lo de los caminos profesionales es una etapa, que a mucha gente le toca pasar con pareja o sin ella, y donde suceden muchas cosas, entre otras darte cuenta lo mucho que necesitas a tu novio, espero que sepais remar vuestra barca juntos y la bifurcación profesional no sea más que un pequeño braided en vuestro río.

besitos a todos, J'adore Bloggers

Nanuk dijo...

hermano, una versión que se te escapa: LP pero evolucionar juntos, respetar el espacio vital de tu contrario y liberalizar tu mente y tu cuerpo..., para nosotros más que una unión: otra forma de entendimiento, una unión más fuerte en el amor, y un disfrute de otros aspectos como el sexo de forma divertida y agradable...

te noto un poco.., no se, bueno, en cualquier caso un beso muy fuerte y mira que me resisto a lo de la foto, pero si tengo que subirte el ánimo..., tal vez me ánime..., jejeje, espero que esto no sea una trampa que me has montado con Bettublu

Doncel dijo...

MUCHO, me ha gustado mucho este articulo.
Un abrazo

Juanjo dijo...

Es muy difícil llevar una relación a largo plazo. Lo mejor es reinventarla. Hay quien introduce otra u otras personas y quien decide ir más al teatro, son formas distintas, y ambas respetables, de llegar a mismo fin. Un abrazo!

T S dijo...

Hola me han encantado tus escritos...
te invito a que conozcas mis confidencias y puedas dar tu parecer.
saludos

Anónimo dijo...

A veces las "ideas" (o relaciones, tambien aplica en este caso...) son como esos zapatos viejos que nos resistimos a tirar porque resultan comodísimos...
O como ese sillón en el que dormimos la siesta desde hace veinte años y del que no estamos dispuestos a desprendernos de ninguna manera.
Hay "ideas" que de tanto usarlas han adquirido ya la forma de nuestro cuerpo, que se acoplan a nuestras necesidades como un útero. Dentro de ellas no nos puede pasar nada, y por eso las defendemos a muerte. Lo malo es que, en la misma medida que nos protegen del entorno hostil, nos limitan. Por ello, hay que tener el valor de cambiar de zapatos, de desprenderse del sillón, de poner en cuestión las opiniones que utilizamos como un dogma de fe para protegernos de la incertidumbre.
...Y sobre todo cuando esgrimamos nuestra cobardia en nombre DEL AMOR...No lo cren ustedes?”=/
Un abrazote, lola reflexionando.

BoatoLuxo dijo...

mmm... yo llevo casi 3 años... pero obviamente ya han aparecido los problemas propios de las relaciones...

cuesta superarlos, pero se avanza... espero durar más de 7

saludos.

Agatha Blue* dijo...

Para que una pareja funcione hay que tener siempre un proyecto.

No siempre ha de ser un proyecto excesivamente importante... con que sea un proyecto en común es suficiente, a veces un viaje, comprar algo en común o tener en mente un hobby en común, es algo que te une y te dá la calidez de un futuro con vistas.

Las parejas Long Play, en muchos casos se estancan, se vuelven grises y por lo mucho que se quieren les dá pavor asumir que lo mas probable es que las mariposas que revoloteavan en sus estómagos cuando se miraban, hayan emigrado a tripas ajenas.

Lo mejor es replantearse la situación, dar un giro, empezar a re-conquistar a la pareja, asumir un compromiso y afianzar proyectos en común hacen grande al equipo de dos que por la noche comparten cama y desayuno.

Un abrazo. Que alegría tu vuelta querido.

Agatha Blue*

luz de gas dijo...

NO creas , no es pensando en quedarse sólo o no; son muchas más cosas, son otras personas, es complejo realmente, pero ,quizá, valorando unas cosas que tienes, y el tenerlas menos contigo, algunas de ellas, añadido a mucho de valor, repito, creo qeu sin duda compensaría. Y en cuánto a estar solo, ya sabes , mejor que.... Besos de nuevo

Lucía dijo...

Yo no soy una de ésas parejas long play, supongo que habrá de todo, no? es la primera vez que entro en tu blog y está muy currado!me pasaré! besitos

Milagros Sánchez dijo...

La cobardía o el conformismo pueden llevar a esas situaciones de parejas que se aguantan, en lugar de amarse.
Si en una relación se llega a ese límite de aburimiento y agotamiento al lado de la otra persona lo mejor es cortar definitivamente, ya sé que a mucha gente le agobia la soledad, pero siempre es preferible liberarse de esas cadenas que nos cohartan nuestra libertad y la posibilidad de ser felices.
Besitos multicolores guapetón!!

La_EsPeCtAdOrA dijo...

la costumbre es mas grande ke el amor! he dicho..

Francisco García dijo...

No sé, es un tema muy complejo. Yo no me atrevo a fijar unos parámetros en cuestiones de amor, ni delimitar con rotundidad cosas como éstas. Lo que sí está claro (o al menos estoy de acuerdo contigo), es que no es nada recomendable "encomendarse" a otra persona ya desde la adolescencia, que hay mucho que vivir antes de eso.
Bueno, muchas gracias por visitarme y comentarme. Y enhorabuena por tu blog, ha sido un placer "conocerte".
Un saludo.

El Grifo y la Tortuga Artificial dijo...

Bien, bien... Estoy viendo unos comentarios bastante cobardicas respecto a la vida... En plan, si una relacion no funciona, hay que acabar con ella. Me parece muy inmaduro e infantil. Si el juguete ya no me gusta, lo tiro, si el abuelo molesta, lo mando al asilo ¿Para que luchar por algo cuando puedes deshacerte de ello? Mola mucho más la emocion del principio de la relacion que la "aburrida" vida comun y confianza de después, así que vivamos sólo principios de relacion y huyamos del frustrante compromiso
Así seremos siempre los perfectos niños de guardería.

Felisberto Ruiz dijo...

Creo que voy que vuelo a ser una pareja log play...llevo ya tiempo, a veces hay peleas pero en elf ondo ha sido buena auqnue no dudo que un futuro se aproxime el final. lo mejor es disfrutarlo. Que buenoe s tu regreso. besos fashion.

Terrorista del Amor dijo...

nanuk; jajaja! nada de esto, yo estoy genial, sin embargo me he guiado por lo que he visto u oido a mi alrededor, lo de las medias lo dejo en tus manos, y en el poder de convencimiento que seguro tiene Betty.

Doncel; cuanto me alegro artísta!

Juanjo; cuidado con reinventar relaciones con terceros, es peligroso, pero ustedes verán! ya he hablado de esto anteriormente, así que no daré más vueltas.

ts; bienve al Terrorista! veré que te cuentas en tu blog

lola; reflexión a la cual no voy a dar ningún matiz.

boato; me alegro, me alegro, los problemas propios de las relaciones, es algo ambiguo, sin embargo si agilizamos nuestra vida sentimental dandole un poco de gracia en todos los sentidos, seguro esos problemas ya no serán tan propios ni tan problemas.

Agatha; que gusto leer tus comentarios, que cordura y sapiencia, lo suscribo totalmente, y te agradezco que aportes tu punto de vista al blog, poruqe por regla general completas los artículos.

luz; ... mal acompañado, lo sé, pero el miedo es algo dificil de disuadir.

lucía; hola pequeña, bienvenida al Terrorista, me alegro de que te guste, espero verte más habitualmente.

Mila; también podría ser cobardía dejarlo, sin embargo en el punto medio está la virtud, lo que hay que hacer es saber manejar tu barca tanto solo, como cuando estás acompañado.

espectadora; wow bienvenida, que de gente nueva! pero el amor hay que reconocerlo.

Fran G.; no es exáctamente encomendarse a nadie, simplente reconocer cuando uno ha evolucionado de modo dispar al otro, es algo común, incluso hay veces que el espacio puede hacerte ver lo que tenías y lo que puedes tener-

Grifo+Tortuga; yo creo que no es exactamente cobardía, sino darte cuenta de lo que tienes, de lo que tenías y de lo que puedes tener, no es miedo al compromiso, es madurez ante una situación que cambia y no cumple las espectativas que te marcaste. Además que pasa, que para ser feliz hay que sufir mcuho, y siempre con la misma persona?

Felis; pues este artículo va para tí, así que toma buena nota y que sigas con tu pareja!!!

besitos a todos, ya sabes que soys maravillosos

ISOBEL dijo...

me alegro verte de vuelta, me pongo en esa situacion y se me ponen los pelos como escarpias apuntando a la piel. un beso

Artax el Eterno Cruzado dijo...

Relaciones de adolescencia que se mantienen, el todo es bonito, tengo un novio con moto, una novia con las tetas mas grandes que la tia que tu amas... luego a una edad minimamente madura pues el miedo al compromiso, cambios, empiezas a convivir... y todo se va a tomar por saco, persona que se adapta mas a los canones que tenias establecidos pero que ahora han cambiado radicalmente en tu pareja... la impresión social en la adolescencia resulta una venda a los verdaderos sentimientos, con el tiempo, se cae y todo aflora, he conocido demasiados de estos... y que yo sepa, aún no conozco a nadie a quien le haya ido bien, por desgracia, puede que algún año pase por aqui y reniege de esto ultimo, no es precisamente esperanzador saber que por una venda no se esquiva el dolor... aunque todo sea superficial... la fe es tan grande que vuelve el dolor real.

Un saludo.

P.D.: Cabeza grande, Imaginación grande :P

A.A. dijo...

¿Sabes? He estado pensando acerca del tema, sobre todo a raíz de los últimos comentarios publicados, y he pensado en esas modernas chicas universitarias que viven en el extrarradio de Madrid. Aquellas que están emparejadas con ese chico de barrio que es un poco tarugo, o quizá con actividades e intereses radicalmente distintos, que conocieron en el instituto. También pienso en esos estudiantes varones, también universitarios y modernos, que andan detrás de esas chicas. Ellas siempre tienen novio, lo tienen antes de entrar en la universidad, y lo mantienen durante toda o buena parte de la carrera. Mientras tanto, muchos compañeros llegan a cuarto, quinto, solteros y deseosos de intimar con alguna; pero todas, o casi todas, están emparejadas. Es algo notorio, incluso en una facultad como la mía, con una proporción de 80% mujeres y 20% hombres (de los cuales casi una cuarta parte son declaradamente homosexuales, y por tanto no interesados en las primeras).

Un amigo mío me lo comentaba: "¿pero cómo puede estar con ese tipo, si son como el día y la noche? Ella es diseñadora gráfica, es una lectora empedernida, hace punto en los ratos libres; él se pasa el día viviendo del cuento, escucha reaggeton y se compra la revista 'Tetas y ruedas'; se pasa el día quejándose de su novio, pero sigue con él, y yo aquí esperando a que eso se termine". También sé de una muy parecida, que encontró como salida a su frustración el tirarle los tejos a mi novio, con conocimiento de causa además.

El caso es que -siendo consciente de que estoy hablando con tópicos y generalizaciones- es frecuente ver a los muchachos más marginados del instituto impacientes por entrar en la universidad sobre todo para empezar a ligar, encontrándose con un porcentaje muy elevado de chicas que siguen con el mismo guapito de instituto que ya por entonces se las llevaba a todas de calle.

Lo más cómico de todo es que después, cuando ellas se cansan de esa relación que no va a ninguna parte, pegan el salto y se lían con un hombre ocho años mayor, así que a los de siempre les sigue tocando esperar.

Moraleja: la universidad no es lugar para estas cosas. Parece mentira lo difícil que es encontrar a alguien en un sitio con tanta gente.

Madame X dijo...

Conozco todo tipo de parejas. Long Play, algunas. A menudo, tengo la impresión que aplican el lema: "más vale lo viejo conocido...". Pero hay gente que se siente segura con ese esquema y a mí me parece bien. Es muy difícil saber qué nos hará más felices. El mundo de las relaciones humanas es muy complejo, pero lo que no debemos tolerar nunca es la infelicidad y la frustración. Nadie se merece que nos sacrifiquemos a ese punto. Sólo tenemos una vida y esa nos pertenece por completo.

Por otro lado, creo que partimos de un error de base: Amor y convivencia no son siempre compatibles y empeñarse en ello es una condena. Ojo, a veces funciona maravillosamente, pero no es una ecuación infalible. Así que no es sorprendente encontrar un buen compañero de vida al que no se ama apasionadamente y con el que, sin embargo, podemos compartir un sólido proyecto en común. El amor o la pasión nos suele llegar por otros senderos.

La clave está en la generosidad mutua y entender que no somos monolitos ni necesariamente monogámicos. Nuestra cultura nos empuja a eso... y una buena parte de nuestra infelicidad viene de tratar de reconciliar lo que se nos impone por educación con nuestra verdadera naturaleza. A mi juicio, hay que rebelarse…

... X

Selket dijo...

Entiendo el punto, y lo he visto suceder, pero también creo que no todas las situaciones son iguales, y que a veces hay que currárselo, y no sencillamente desechar personas como si fueran cosas.
La convivencia no es puro reir y tirar fuegos artificiales, pero tiene sus puntos buenos y hay que trabajar sobre ellos. Si no se convive como en tu ejemplo, entonces es más complicado...pero nada es imposible dicen ¡¡Viva el amor!! :-D.
En mi humilde opinión como siempre.
Saludos.

gorrión dijo...

....pues una vez leída tu reflexión y el comentario de tantos y tantos amigos pienso sinceramente , mi querido bandolero del amor , que el amor no admite terceros...puede que la amistad , la aventura, otro tipo de relaciones sí, pero el amor no.Por eso lo mejor puede que sea correr todo lo que uno pueda y desee en su momento ( porque para cada cosa hay su momento ) para una vez que aparece la persona que supuestamente es la que entra a formar parte de tu vida como ser complementario ( sea hombre o mujer) cuidar con esmero ....reinventado posiblemente cuando sea necesaria esa misma relación , pero sin caer en aventuras con terceras personas porque entonces puede que sea mejor y más honesto saber cerrar la relación con una despedida basada en la verdad .Comprendo que para muchas personas las aventuras a 3 ó 4 , o incluso más sea algo muy excitante....pero yo no lo llamaría amor.
Mil gracias por permitirme poner mi opinión....te echaba tanto de menos!! jajajaja
Besos y abrazos precioso bandolero del amor!!

elgolfito dijo...

Hola terrorista he entrado en tu blog gracias a mis buenos amigos Bettyblu y Nanuk, la verdad qué me gusta mucho la manera que tienes de ver las cosas y pienso ser un visitante habitual de tu blog.
Un abrazote

Bosco dijo...

El Long Play es muy relativo.
Hay situaciones que nos hacen caminar un sendero en común durante un tiempo. Luego, de repente todo cambia, y lo que era bueno, lo compartido incialmente, deja de serlo. Las opciones son varias. Adaptación conjunta, Ruptura radical o, la peor de todas, el continuismo por costumbre.
En todo caso, sin embargo, el cambio del entorno marca definitivamente, especialmente en saltos como el del instituto a la universidad, de la universidad al primer trabajo, los cambios de residencia por circunstancias varias...

Putas y Princesas dijo...

Nos tienes olvidadas!!! jeje

Yo nunca he vivido una cosa así, no sé por qué será, pero a mi las relaciones me duran 3 meses... al menos siempre vivo apasionada.


Besitos terrorista!!!